Record a Baltasar Porcel – Rùssia

LA VANGUARDIA DIGITAL

Rusia 1: un panorama

BALTASAR PORCEL – 01/09/2004

Al referirse a Rusia convendría no olvidar que es, o ha sido estos años pasados, 45 veces más grande que España y casi 2,5 que China, un gigante al lado de la pequeña y dividida Europa, con un territorio que cubre desde el mar Báltico al del Japón. O sea, una especie de infinito repleto de contrastes. Y que sólo ahora goza por vez primera en la historia de una notable libertad y una posibilidad real de bienestar. Rusia ha sido, pues, fabulosa y monstruosa, alcanzando un trágico cinismo con la URSS. Así, la impresión actual que suscita es la de un estadio de altibajos tan aceptable como pudo ser la España de los setenta. El alza del PIB se cifra hogaño en un 7% y la gente sabe enterrado para siempre el comunismo.

Esto en Moscú, San Petersburgo y otras ciudades. En los pueblos es diferente y hacia el interior del país subsisten o han cuajado situaciones de grave penuria: Kirilov, por ejemplo, en el río Sheksna: las casas de madera despintadas, torcidas a falta de cimientos, carencia de servicios básicos… Moscú ha cambiado muchísimo, hacía 20 años que no la visitaba y de gris, acogotada, mísera, se ha convertido con sus 10 millones de habitantes en una especie de gran urbe norteamericana, de vastas avenidas dominadas por cielos remotos y enormes edificios de arquitectura gotizante, con mucho tráfico y relativos peatones, los inmensos parques, todo muy correcto aunque con un matiz desolado, villa al fin de funcionariado, y unas chicas altísimas, se diría que vegetales o angélicas, con vestidos cuyo corte muestra su elástico muslo.

San Petersburgo es otra cosa. De ciudad degradada moral y urbanísticamente, como un panteón abandonado y aborrecible, se despliega vital, bella y contradictoria, populosa, a la par que aún con numerosas lacras: subsisten fachadas de una decadencia cercana al derrumbe junto al esplendor de palacios brillantemente restaurados –había 160 familias nobles con varias mansiones cada una, y el zar con un montón–, y si los autobuses son herrumbrosos, los almacenes Gustinyy Dvor exhiben su lujosa variedad, cuando yo los recuerdo con lóbregas tiendas con sólo un kilo de patatas o un par de botas. Y sus elegantes chicas, de cuerpos esbeltos y tersos, pasean junto a demasiados mendigos y ladronzuelos.

Moscú ya parece asentada y San Petersburgo en periodo de floración. La calle moscovita de Arbat, principal, parece provinciana con sus modestos palacetes y chiringuitos, mientras que la Perspectiva Nevski de San Petersbugo, el Neva y los canales embelesados se despliegan gloriosos.

Quant a El Cau del Llop

Vaig néixer a Manlleu -Osona- un dilluns 5 d’agost de 1940, tot i que en el “Libro de Família” hi consta el dia 8 en lloc del dia 5, coses dels registradors d’aquella època, ara visc a Sabadell -Vallès Occidental-. He estudiat, he treballat, (això es historia passada i forma part de la meva vida anterior) i ara no importa ni el què ni ha on, estic feliçment casat i enamorat de la meva família, soc pare de tres fills i avi de vuit nets, exerceixo de Jubilat a plena dedicació i procuro gaudir d’aquest moment. Si veieu que el meu nom d’usuari es El Cau del Llop no es per amagar-me de res, ben al contrari, ho es per la senzilla raó etimològica de l’origen del meu cognom (mal escrit, es ben cert), però una llobera es un cau d'un llop. I com dic a la capçalera del bloc, A la recerca de valors… , i també perquè es una finestra oberta al mon que em permet participar-hi, sense interpretacions d’altres que m’ho impedeixin.
Aquesta entrada s'ha publicat en General i etiquetada amb , . Afegiu a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s