No nada nada, no traje traje, de Francesc-Marc Álvaro en La Vanguardia

Periodismo de opinión en Reggio’s

Cuando veo las imágenes de Francisco Camps pienso en ese chiste tonto de otros tiempos. El personaje A le dice al personaje B: “¿Usted, no nada nada?”. Y el B le responde: “Es que no traje traje”. Lo surreal expresa bien lo real, llegados a cierto punto de saturación. Han archivado la causa contra el presidente de la Generalitat valenciana por el lío de los trajes regalados y en el PP respiran aliviados. Ya antes de saberse el fallo del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana las encuestas daban ventaja a los populares en toda España, así que ahora los de Rajoy se las prometen felices mientras los adversarios despachan el asunto con una afirmación clásica: “La corrupción no pasa factura a la derecha, sólo los votantes de la izquierda acusan este tipo de escándalos”. Esta falsa conclusión se va repitiendo como si nuestra memoria fuera la de un pez. Es algo inaudito. Recordemos, queridos amigos.

Cuando varios casos de corrupción asolaron los últimos gobiernos de Felipe González, el PSOE cosechó unos excelentes resultados en las urnas.

Tan buenos que, en 1996, se habló de “la dulce derrota” socialista frente a un Aznar que, para alcanzar la Moncloa, necesitó el apoyo de CiU y del PNV. Los datos son elocuentes: la corrupción, en este país, no penaliza a nadie, ni a los partidos de derecha ni a los de izquierda. A partir de aquí, se aceptan teorías de todo tipo. Desde echar mano de la tradición picaresca hasta constatar que el uso habitual del ventilador en la lucha política acaba trivializando estos casos, sin obviar que la esfera judicial no brilla precisamente por haber acreditado su independencia con respecto a las instancias partidistas, empezando por el Tribunal Constitucional, órgano sagrado que interpreta los arcanos de las principales reglas de juego de la tribu.

Peldaño a peldaño, como él quería, Camps ha llegado a una salida y ahí está, encantado de haberse conocido, a punto de inaugurar todo lo que le pongan por delante. Me resisto a la tentación de resolver el enigma apelando al carácter valenciano, supuestamente más tolerante con la triquiñuela y la componenda. ¿Por qué los valencianos deben ser forzosamente la quintaesencia de algo indecible en lugar de los andaluces, los gallegos, los extremeños, los madrileños o los catalanes? Llevamos meses hablando de los trajes de Camps y el guión del espectáculo parece escrito por maestros de la parodia: convertir la sospecha en un lanzamiento electoral, mediante un exorcismo mediático que aprovecha la fuerza del contrario para redoblar los apoyos entre la parroquia. Nunca el socialismo ha hecho tanto por Rajoy. Un negocio sólo comparable a lo mucho que los populares hacen para que Zapatero salve el culo en Catalunya.

¿Usted, no nada nada? No, prefiero que cada cual se ahogue con el traje del vecino; sale mucho más barato.

Publicado por Reggio’s

5 Agosto, 2009, a las 9:11 am

Quant a El Cau del Llop

Vaig néixer a Manlleu -Osona- un dilluns 5 d’agost de 1940, tot i que en el “Libro de Família” hi consta el dia 8 en lloc del dia 5, coses dels registradors d’aquella època, ara visc a Sabadell -Vallès Occidental-. He estudiat, he treballat, (això es historia passada i forma part de la meva vida anterior) i ara no importa ni el què ni ha on, estic feliçment casat i enamorat de la meva família, soc pare de tres fills i avi de vuit nets, exerceixo de Jubilat a plena dedicació i procuro gaudir d’aquest moment. Si veieu que el meu nom d’usuari es El Cau del Llop no es per amagar-me de res, ben al contrari, ho es per la senzilla raó etimològica de l’origen del meu cognom (mal escrit, es ben cert), però una llobera es un cau d'un llop. I com dic a la capçalera del bloc, A la recerca de valors… , i també perquè es una finestra oberta al mon que em permet participar-hi, sense interpretacions d’altres que m’ho impedeixin.
Aquesta entrada s'ha publicat en Política i etiquetada amb , , , , , , , , , . Afegiu a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s